Debilidades y Vicios

Caracas, café, Masseratti y política

Comer maní y ver a la gente

Parque Cristal Caracas, 6:15 p.m.; después de salir de la oficina con una extraña sensación de llegar a mi casa temprano, decido -gracias al cielo y sus colores- devolverme al kiosko, comprar una bolsita de maní y sentarme a comerlos afuera de Parque Cristal simplemente para disfrutar de una tarde caraqueña.

Siempre me ha gustado crear historias sobre la gente, imaginarme su vida, sus problemas, sus alegrías. Me gusta escribir sobre eso; así que sentada ahí comencé a hacer fotografías mentales sobre toda esa gente. Ese era un momento para estar sólo ahí, conectada con mi música y mi ciudad.

Había llovido esa tarde, el suelo aún estaba mojado dejaba poco espacio para en las escaleras para sentarme, cuando caminaba un par de chicas que fumaban un cigarro se disponían a volver a la oficina a continuar con lo que sería una larga jornada, así que les tocaría respirar y continuar.

Al sentarme, subiendo mi mirada al cielo me encuentro con el tráfico entre la Francisco de Miranda y la Rómulo Gallegos. Carros, motos, cientos de personas atrapadas en un espacio infernal que adornaba con luces la calle haciendo que -desde afuera- se viese menos traumático. Personas que, como todos los días, se levantaron temprano para poner su mejor grano de arena en la construcción de este país.

A lo lejos, dos personas, un hombre y una mujer, sentados en los bancos de la parada de autobuses. Probablemente sean dos buenos amigos que acaban de re-encontrarse, pero de lejos dan la impresión de estar hablando para conocerse un poco mejor. Al terminar, seguramente irán corriendo a contarle a sus amigos que han tenido una de las mejores conversaciones de su vida.

Mientras todo esto ocurre, el cielo de Caracas se va pintando de color atardecer, mi color favorito. Mirando el naranja y su conexión con el azul y el blanco una señora interrumpe mi paz visual haciéndose notar.

Es una señora mayor que viene caminando, subiendo las escaleras con un niño en mano, su nieto. Él tenía ganas de llorar y la abuela lo apretaba, le hablaba en tono fuerte , pero no quise dejar a Masseratti para escuchar lo que le decía. Unos segundos después vi al nené correr hacia los brazos de su madre, la abrazó y comenzó a contarle sobre su día y su juguete nuevo. Sigo con mi mirada intranquila, buscando encontrarme algo más.

Dos segundos pasan antes de notar que mi maní se ha terminado pues cuando lancé el último “puñito” a mi boca había exceso de sal. Aún con Masseratti en mis oídos me dispongo a caminar, con una mágica y extraña sensación de tranquilidad. Caracas y yo hoy nos hablamos nuevamente, simplemente me sentí y comí maní y fui feliz en la sencillez de la vida.

Me senté en el metro y comencé a escribir, todo fluye mejor que nunca. Es mejor tomarse unos minutos para meditar en silencio, sólo observar e incluso caminar para poder volver a encontrar la paz que nos mantiene cuerdos en esta ciudad de locura.

Caracas: Te Quiero_Vivirte Sin M.I.E.D.O. #M2lts

Anuncios

Navegación en la entrada única

6 pensamientos en “Comer maní y ver a la gente

  1. Que bonito post Laura. Y si, a veces hay que detenerse a meditar, a respirar aire fresco, entender que la vida no es solo lo que le pasa a uno sino que hay millones de personas alrededor que sufren y padecen, tanto o mas que uno, y que hay que agradecer por las cosas buenas, (y mandar al carrizo las malas, jeje).
    Hay que dejar que las cosas fluyan, si señor 😉

  2. Que lindoooo!!! >) me encantaaaaa tu theme, por cierto. TE QUIERO!
    Ana

  3. Me encanto! se lo voy a mandar a mi primo para que se siga haciendo una impresion de tu estilo… jajajaja

    el cierre: lo maximo! una de mis favoritas de Masseratti.

    Definitivamente si algo tenemos que aprender para ser felices es ver en las cosas mas secillas lo espectacular de los detalles.

  4. Pingback: Qué rápido pasa el tiempo cuando te diviertes « Debilidades y Vicios #3:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: