Debilidades y Vicios

Caracas, café, Masseratti y política

A veces…

A veces, en este país lleno de oportunidades, siento que se me acaba la energía. En días como estos, donde dejé todo para quedarme en casa por estar “agotada” siento que realmente no vale la pena hacer tanto sacrificio por problemas que se convierten en cotidianos.

A veces, cuando ya no puedo ni concentrarme en un tema que me apasiona, siento y pienso que estar aquí simplemente es un castigo del destino y que el futuro está lejos de aquí.

A veces, pararme de la cama es lo más difícil del mundo, tanta pasión no sirve de mucho cuando el planeta entero parece ser más grande que las fuerzas de cambiar la realidad de un país.

Sin embargo, cuando esas “veces ocurren” y hay momentos en los que todo se ve imposible, pienso que sencillamente es tiempo de ordenar, sonreír y corregir todo eso que está mal. Tomarse un minuto o un fin de semana y alejarte de todo, aunque eso (al parecer) nadie lo pueda comprender, porque a veces, para seguir luchando con pasión debes tomar un respiro para el gran salto que vendrá después.

A veces, me provoca mandarlo todo al sipote, pero muchas veces entiendo que seguir adelante es lo más importante porque un día, uno de estos días, todo tendrá sentido.

Por eso, a veces, solamente siéntate en un lugar que te guste… Toma un respiro profundo y recordar que, como dice Polar, sí se puede. Sólo que a veces, es más difícil que otras veces.

Anuncios

Navegación en la entrada única

Un pensamiento en “A veces…

  1. Amiga, entiendo tu desánimo; voy a repetir unas frases que le oi al sr. Alex Ochart: “no dependas de lo que no depende de ti”.
    La MUD(A) quiere cosechar sin haber preparado la tierra, sin haber sembrado y sin haber abonado (por supuesto que es mi opinión o percepción).
    Para influir sobre alguien o sobre algunos hay que tener AUTORIDAD; La AUTORIDAD se gana a pulso, no necesita que te den una investidura (como lo quiso o quiere hacer la MUD).
    La AUTORIDAD es el resultado de acompañar a alguien, de trabajar a su lado, de presenarle oportunidades y formas de lograr lo que ellos quieren (no lo que tú le propones) y de celebrar con ellos los resultados que obtengan, sin importar que tan grandes sean estos. De repertirles una y otra vez: Tú Puedes, Hoy mejor que Ayer… Tú Puedes.
    La MUD y sus investidos quieren llegar (no es extraño ni casual que sea en época electorera, cierto?): Tengo la Verdad en mis manos, soy tu Salvador, Vota por MI.
    No puedo opinar a profundidad acerca de tu trabajo y el de la Organización (una o varias) a la que perteneces; pero la percibo como muy valioso. Sólo voy a decirte 2 cosas:
    1) no siembras hoy para cosechar mañana, así que no le des cabida al desánimo en tu corazón; deséchalo.
    2) muchas veces, hay que replantearse los objetivos; que tal si se lleva a las comunidades tanto la teoría como la práctica en luchas concretas y organizadas. Hay que hacer mucho ruido y no los oigo por acá (parroquia boquerón de maturín, edo. monagas).

    Un caluroso abrazo y no DESMAYES

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: